¿Eres capaz de responder correctamente estas 58 preguntas?

Nunca se ha visto a un elefante saltando en vertical.

Hasta que se nos presenten pruebas fehacientes seguiremos manteniendo esta afirmación. Este animal es demasiado pesado para saltar, es una cuestión biomecánica. Evidentemente, puede franquear obstáculos, pero nunca despegarse del suelo. El aterrizaje sería arriesgado. Incluso cuando corre, el elefante se mantiene en contacto con el suelo. ¡Qué envidia debe de tenerle a los cervatillos!