No pienses en el presupuesto, ¡lleva todo lo que quieras!

¿Estás de ánimo como para llevar comida enlatada?