Porque… aún respiras, ¿cierto?

¿Dónde te gustaría dejar tus lápices?